martes, 6 de septiembre de 2016

10 alimentos que nunca debería comer tu perro


Puede que algunos de estos alimentos que no deberías dar a tu perro te generen sorpresa, pero es lo que señalan los expertos en nutrición animal. De hecho, tu perro solo debería comer comida para perro, todo lo demás no está hecho para su alimentación y, aunque te cueste, deberías evitarlo. Según una información de eldiario.es los diez alimentos que no deberías dar a tu perro son:

1. Chocolate

Los derivados del cacao generan en el perro intoxicación por teobromina, es una de las más peligrosas que existen, el altas dosis incluso puede matarlos.

2. Cebollas, puerros, ajos y similares

Estos vegetales tienen una sustancia llamada tiosulfato. Los perros carecen del enzima para romperla y por lo tanto puede llegar al hígado provocando su colapso. 



3. Mermeladas, compotas y otros productos con base de azúcar

El perro no dispone de un sistema de regulación de la glucosa tan eficiente como el nuestro, por lo que resultan desaconsejables. Sobre todo en altas concentraciones puede provocarles hiperglucemias.

4. Dulces industriales

Pueden contener azúcar de caña, es decir, glucosa, pero también son tóxicos por la presencia del xilitol, un edulcorante muy usado en la industria bollera y pastelera. Para el perro es un potente tóxico, ya que dispara la producción de insulina en el páncreas.

5. Leche

La lactosa, el azúcar propio de la leche, no es digerida por el perro, lo que provoca diarreas que pueden deshidratarles. Sin embargo, sí pueden comer quesos o yogures, donde la lactosa ha sido fermentada.

6. Aguacate

Resulta tóxico para algunas especies animales, sobre todo gatos y caballos. En perros se sabe de casos de intoxicación, pero no son tan sensibles a su agente nocivo, la persina.

7. Frutas con hueso grande

Los huesos pueden generarle obstrucción intestinal. Es el caso del melocotón, que además puede presentar problemas de alergias, las ciruelas o incluso cerezas en razas pequeñas. 



8. Huesos

Aportan muy poco valor nutritivo al perro, aunque estén cocinados. Si los tritura se corren dos peligros, que el hueso se astille y haya riesgo de perforaciones intestinales, o que no se astille y el perro lo reduzca a una pasta triturada que se tragará y en el intestino se hará una hez endurecida que puede obstruir o generar riesgo de desgarros. 

9. Sobras de pescado

El riesgo de que se trague una espina dura y afilada es alto pudiendo generar alguna perforación u obstrucción.

10. Uvas

Poseen una toxina altamente perjudicial para los perros, ya que les produce problemas renales que puede llevarlos a la muerte. En pasas el peligro es aún mayor.

0 comentarios: